Picadura mortal

18 diciembre 2005

 

A veces uno ama tanto a alguien que su vida pierde importancia. Que su significado cambia. Que su escala de valores pega un vuelco a favor de esa persona. Porque tú ya no importas. Porque ya nada importa si no estas con él. Es una sensación que la ves venir, que ves como se acerca sinuosamente hacia ti sin pedir siquiera permiso para adentrarse en tu vida. Porque tú no puedes hacer nada. El veneno ya te picó, y poco a poco se ha ido extendiendo por dentro de ti. No existe cura. Por mas que la busques no la encontraras. Solo tienes dos opciones. O rechazar la idea de que alguna vez su veneno tocó tu piel. O, aceptar resignadamente, que no puedes hacer nada para evitar el futuro sufrimiento que te esperar intentando disfrutar, sin embargo, de los escasos momentos de fantasía que ello te proporciona ¡Que más da! Si el final va a ser el mismo…

3 Han volado hasta mi Luna...:

Sopa de tomate dijo...

puede que si sigues buscando una solucion encuentres el antidoto. No dicen que la esperanza es lo ultimo que se pierde?? aunque tambien dicen que esa esperanza es la hermana educada de la pasion que es estupidamente falsa ya que se miente a si misma

krikri dijo...

ay va...eso no lo sabia yo....

marina dijo...

Yeeeeeee quietas ahí!!! quien se mete con qué?? La esperanza es lo último que se pierde. Y PUNTO! vengo a ver a mi madre y mira que decís... Estos dias no se dicen esas cosas... La esperanza es un regalo que tienes que saber usar, si lo confundes con conformismo o ilusión ese es tu problema... pero da cordura y tal, que tampoco sienta mal... Que se os va de las manos ese viva la vida coño!

Lo siento, punto flaco...